La Cofece ya decidió

“David Páramo”

18/05/17

“No importa el prestigio regulatorio construido por las autoridades financieras mexicanas.”

Es claro que la Comisión Federal de Competencia Económica ya decidió que sí hubo colusión entre los formadores del mercado de valores y hasta filtró nombres de los que, a su juicio, son los responsables.

Sólo están haciendo algo más o menos parecido a cuidar las formas para documentar lo que ellos, en su infinita inteligencia, ya determinaron. Prácticas que en una década no fueron advertidas por el Banco de México, la Secretaría de Hacienda o la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, pero ahí están ellos para salvar al mercado.

Qué importa que sea uno de los más profundos y regulados del mundo. No importa el prestigio regulatorio construido por las autoridades financieras mexicanas, para los soberbios funcionarios de la Cofece todos son unos tontos, menos ellos.

Siguen el mismo modus operandi que con el caso de su investigación en contra de cuatro afores y 11 personas físicas. Primero soltaron que avanzaban con la investigación y después con quiénes eran. Buscan el aplauso fácil de un sector ingenuo de la prensa que confunde las buenas intenciones con el absurdo.

Esos que, olvidando los principios básicos del periodismo, creen que una noticia puede hacerse con “fuentes vinculadas al proceso” cuando, en el fondo, es una filtración interesada de Cofece para generar presión.

Estas filtraciones tienen como principal objetivo promover la práctica del chivatazo. Las fallas en la ley que repiten los errores de los testigos protegidos no únicamente generan incentivos para colaborar, sino para decir lo que el investigador quiere oír.

La resolución sobre las afores no benefició a ningún trabajador. De hecho, les sanciona por prácticas para desincentivar el libre traspaso de los trabajadores, lo cual va en contra del mejor interés de los trabajadores y de la competencia económica.

APLAUSOS

Sin embargo, le generó una gran cantidad de aplausos a Alejandra Palacios y su Pleno, lo que parece que los ensoberbeció y cegó todavía más, por lo que ahora se han lanzado en una cacería de brujas en la que el equipo de la Autoridad Investigadora de la Cofece, encabezado por Carlos Mena, a quien ya se le conoce como Torquemada, son dueños de la verdad absoluta, a pesar de que aún no tienen la información completa.

Las solicitudes de información son gigantescas. No sólo se la pidieron a siete bancos, sino a otros intermediarios financieros y un número indeterminado de personas físicas. La investigación es sobre diez años de operaciones con bonos gubernamentales, imagine la cantidad de traders que durante ese lapso estuvieron en el mercado.

Entre los intermediarios financieros y, según parece, la autoridad existe la creencia equivocada de que el proceso llevará, por lo menos, un año entre que los imputados juntan la información (muchos están pidiendo prórrogas), es procesada por el equipo de Torquemada, lo que daría espacio para que se comprendiera cómo operan los formadores de mercado y la importancia que tienen.

Mucho más allá de si se aplica una sanción como la que anuncian los porristas de la Cofece (que hará parecer mínima la aplicada a las afores, que no mejoró un ápice la situación de los trabajadores), podrían generarse muchos más daños que beneficios, entre los que estaría quitarle profundidad y liquidez al mercado.

Parecería que entre los miembros del sector financiero y las autoridades regulatorias, que reaccionaron el martes ante la filtración haciendo llamados a la prudencia, existe la creencia de que la Cofece está actuando de buena fe y, por lo tanto, estarían preocupados por el sano desarrollo de éste y otros mercados.

Sin embargo, es necesario establecer que las multas que cobra la Cofece se integran directamente a su patrimonio, lo que es un incentivo muy grande para cobrarlas. En segundo término, es claro que en la Cofece hay un número excesivo de iluminados, los cuales creen que son una suerte de salvadores de la humanidad.

GOBIERNO CÓMPLICE

El gobierno de Arturo Núñez, en Tabasco, ha decidido ponerse del lado de los paladines del no pago, a través del secretario de Transporte de la entidad. Daimler financió a Transportes Playas y Parrillas con 133 millones de pesos para el transporte público de Villahermosa.

El acreditado dejó de cumplir desde 2015 con el pago, por lo que Daimler logró una sentencia firme que les autoriza a recuperar 55 unidades; sin embargo, el secretario de Transporte de la entidad colabora abiertamente con este grupo para impedir que les sean retiradas las unidades. Aquí vale la pena preguntar si Ángel Silva tiene algún interés oculto en esta violación a la ley y si el gobernador Nuñez es cómplice.

Anuncios

Acerca de Del Cueto & Asociados, Consultores en Comunicación Estratégica, RP 2.0
Consultores en Comunicación Estratégica, RP 2.0, Control de Riesgos y Gestión de Crisis.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: